1. Inicio
  2. PamCast
  3. Luminor Blu Mare
  4. Estilo de vida

LUMINOR BLU MARE

Estilo de vida

LOS OBJETOS MILITARES QUE PERMITIERON EL BUCEO

Durante la Segunda Guerra Mundial, el equipamiento submarino a menudo se adaptó con fines militares para ayudar en operaciones de asalto. Esos mismos instrumentos militares evolucionaron aún más en los años siguientes, convirtiéndose en objetos esenciales para el uso civil y las actividades de buceo recreativo.

Hasta la década de 1940, el equipamiento para hombres rana militares era tan robusto y pesado como una armadura. Cuando estaban completamente vestidos, usaban botas de buceo con pesas para caminar sobre el fondo del océano y cascos de metal pesado. Por supuesto, el equipamiento voluminoso impedía la movilidad total durante las operaciones.

 

 

Las aletas ágiles y las máscaras ligeras de buceo llegaron gracias a que Luigi Ferraro, un héroe italiano de la Segunda Guerra Mundial y ganador de una Medalla de Oro al Valor Militar, vistió a los hombres rana de pies a cabeza.

Ferraro dedicó toda su vida post-militar al desarrollo de herramientas submarinas por las que todavía se le considera un pionero. Es en gran parte responsable de las aletas y máscaras que reconocemos hoy en día.

 

Esa otra herramienta de buceo indispensable, el traje de neopreno, también experimentó mejoras significativas durante la primera mitad del siglo XX. Su historia comenzó cuando los hombres rana italianos comenzaron a usar trajes de goma. Era el uniforme de los buceadores de aguas profundas: pesado, rígido y apenas capaz de proporcionar protección contra el agua helada.

 

 

Angelo Belloni, un comandante de la Armada, fue pionero en innovaciones trascendentales de equipos de buceo. Él mejoró el rendimiento del traje de neopreno al hacer modificaciones en su tejido, construcción y costuras. Las contribuciones técnicas de Belloni fueron tan efectivas que los trajes de neopreno ahora protegen y aíslan la piel en cualquier temperatura del agua, lo que permite inmersiones cómodas y duraderas.

 

Es igual de importante reconocer que hace 75 años el cable se cortó definitivamente. Cuando Jacques Cousteau y Emile Gagnon inventaron el dispositivo “aqua lung”, la historia cambió para siempre. El dispositivo revolucionario provocó décadas de innovación y facilitó innumerables descubrimientos al hacer que el mundo submarino fuera accesible para el hombre.

 

 

Por primera vez en la humanidad, cualquiera podría sumergirse en el mar utilizando un sistema de respiración autónomo con un regulador a demanda. Sin un largo tubo conectado a la superficie, sin la ayuda de un bote de apoyo, el hombre era libre para explorar el profundo abismo del mar.


La innovación revolucionó para siempre la percepción del buceo y dio origen al submarinismo.

 

 

Laboratorio di Idee

Ocio

Colección de correas